Jessica Jones Temporada 3
Análisis

Jessica Jones Temporada 3 - Crítica del capítulo 1

Por Jesús Delgado

Hemos podido ver los primeros episodios de la temporada 3 de Jessica Jones. En adelanto, analizamos el episodio 1 de la última etapa de la última serie de Marvel en Netflix. Así arranca el regreso de Krysten Ritcher como la antiheroína Marvel.

Jessica Jones tiene el dudoso honor de ser la última serie de Marvel Television y ABC Studios que veremos en Netflix. Después de que Disney haya decidido dejar fuera de juego a Ike Perlmutter (CEO de Marvel Comics y responsable directo de la producción televisiva de Marvel) para confiar la producción de las series a Kevin Feige y Marvel Studios, con el estreno de esta tercera temporada acaba una era de Marvel en el formato seriado. 

Consigue ya tu periodo de prueba gratuito de Amazon Prime

Aunque Jessica Jones fue cancelada el pasado año, el rodaje de su tercera temporada ya estaba en marcha para entonces. De ahí que podamos decir que este sea el colofón accidentado de la aventura marvelita de Netflix. Bueno, más que accidentado, dramático. Sobre todo, debido a las múltiples causas de las cancelaciones de las series de Marvel en Netflix.

La temporada 3 de Jessica Jones arranca allá donde se quedara la temporada 2 de la serie, con el mundo de Jones deshecho, con sus amistades rotas y sin un rumbo fijo que seguir. La acción arranca varios meses después de los trágicos sucesos de la noria, en los que se decidió el devenir de la protagonista y de sus aliados. 

De esta forma, Jessica (Kryster Ritter) mantiene su actividad, anunciándose como una suerte de "heroína de alquiler", deshaciendo entuertos e injusticias... por un módico precio. Sin embargo, entre caso y caso, su pasado llama a su puerta con la intención de moderla. Cuando Trish (Rachael Taylor) desaparece, la madre de esta (Rebecca De Mornay) ha de recurrir a la única mujer capaz de encontrarla. A partir de ahí, todo irá cuesta abajo para la detective reconvertida en justiciera.

Intentando salvar los trastos y la vajilla

La nave se hunde. Netflix y Marvel se han divorciado y sus series se van al carajo, habiendo fracaso en números de audiencia. Disney +, en el horizonte, se las promete muy felices con series como la de Loki y otras producciones basadas en personajes aparecidos durante las películas del Universo Cinematográfico de Marvel. 

Estas son las series de Marvel en Disney + que enlazarán con Vengadores Endgame

En este marco, surge Jessica Jones con el primer episodio de su tercera y última temporada, como último representante de un paradigma caduco, que ha demostrado ser ineficaz. El del realismo de presentación a toda costa, sin ton ni son y sin contrastes. Anclada en el modelo que no ha servido para hacer atractivo la interesante premisa de las series que se crearon en torno al proyecto de The Defenders, este show llega para contar el episodio final de una etapa de entender los superhéroes en la tele. 

Como arranque, es correcto y retienen las virtudes de la serie hasta la fecha. Esto es, una fotografía muy digna y vistosa y el trabajo actoral de un reparto del que no se desaprovecha nada y que ha defendido guiones indefendibles y situaciones delirantes a más no poder. 

Ciertamente, el comienzo de la temporada 3 de esta serie de Netflix es atractivo y pinta muy bien. Sobre todo, tras lo mal que acabó la anterior temporada y en los lodazales argumentales en los que se metió hasta las cejas. Cabe decir que se han hecho algunos cambios sustanciales. Se han eliminado ciertos filtros visuales y a la vez se ha enfatizado en el tono narrativo propio del género de los detectives clásicos, con la voz en off de la protagonista, narrando la acción, sus pensamientos y demás, al tiempo que se han alimentado guiños y clichés propios del género noir clásico. 

Por otro lado, la fórmula argumental para que la acción siga, algo complicado tras la situación dejada en la anterior temporada, funciona y pica la curiosidad. Hace que vuelvas a sentir apego e intriga por los personajes, cuyo trato parece redimirse con un perfil algo más cuidado y elaborado que el de la temporada 2.

Nuevamente, la incongruencia de querer hablar de que Jessica Jones es una heroína diferente, cuando no hay contraste ni personajes con la que contrastarla, vuelve a ser el talón de Aquiles de la presentación de la serie. Ahora, esto es coherente de acuerdo a las reglas y convenciones propios del show y del plantemiento de los títulos producidos por Jeph Loeb con su exiguo presupuesto. 

En conjunto, viendo este episodio, tenemos las esperanzas de que la serie repunte con esta fase final lo suficiente como para que Disney+ la rescate para su catálogo con nuevas temporadas y, quizá, con un enfoque más atrevido. Mañana, 14 de junio, fecha de su estreno, veremos si al final la temporada 3 de Jessica Jones es un canto de cisne o de grajo. 

Valoración

Correcto y atractivo arranque de la última serie superviviente de Marvel Television en Netflix. Parece encauzar la debacle de la anterior temporada. El tiempo dirá si atina o no.

Hobby

70

Bueno

Lo mejor

El reparto, siempre lo mejor de estas series. El intento de salir del pozo en el que la serie de había arrojado al final de la anterior temporada.

Lo peor

La reiteración de temas. La ausencia de evolución.

Y además