Nintendo revela la edad de los jugadores de Nintendo Switch, y los de 41 años superan a los menores de edad, entre otras curiosidades

Cuando llega el día del padre no puedo evitar acordarme del mío, porque era un tipo muy especial. Además, el día 20 era su cumpleaños, lo que me hacía devanarme el seso de lo lindo para encontrar un regalo perfecto para él. 

Este artículo se forma parte de nuestra newsletter exclusiva, si quieres recibirlo en tu correo electrónico antes que nadie solo tienes que suscribirte... ¡Es gratis!

Ya hace muchos años que nos dejó, pero no puedo evitar seguir pensando en qué regalo le habría hecho, qué le habría sorprendido, qué podría hacerle ilusión… Y me da mucha pena, porque a mi padre le encantaba la tecnología y hoy día me habría hartado de sorprenderle… 

Cuando falleció, allá por 2007, le habíamos regalado una tele portátil (antes había caído un navegador) y el plan era regalarle en Navidad (le encantaba el día de Reyes) una Nintendo DS Lite, porque a mi padre siempre le habían gustado los videojuegos. De hecho, fue él el que me metió el gusanillo en el cuerpo. Y ya os digo yo que Brain Training y alguno de Sudokus le habrían encantado. 

VIDEO

Rarezas de NINTENDO DS y MAGIA. ¡El Tío Bruno, en doble pantalla!

Cuando me llevaba de “aperitivo” los domingos, siempre se echaba unas partiditas al Galaga, Galaxian, Moon Cresta, Scramble (dependía del bar) y, a veces, me dejaba darle al botón de disparo. La cosa se ponía más emocionante cuando me decía que me tocaba a mí “matar moscas” y me regalaba una vida… 

Luego apareció por casa con un trasto (que diría mi madre), que se enchufaba a la tele y te dejaba jugar al tenis (con dos palos), al hockey  (cuatro palos), al frontón (un palo y una pared) y hasta disparar a un cuadrado blanco con una pistola de luz.

Después llegaría el Spectrum (le tuve que ablandar, pero poco) y los viajes a El Rastro los domingos a comprarme juegos (que sí, eran piratas, pero yo no lo sabía). Y también tuvimos una Atari que, imagino, era igual de piratona, porque llevaba los juegos en memoria. Cuando llegó la NES, a veces me dejaba conectarla a la tele del salón y todo… 

VIDEO

Recordamos el Sinclair ZX Spectrum - Las historias de tío Bruno

Claro, que jugaba casi él más que yo. Era una risa verle jugar al Tetris, moviendo todo el cuerpo. “¿Me dejas un rato?”. “Sí, hija, que me duelen los brazos”. Haceos una idea. Nos lo pasábamos genial resolviendo juntos los puzles del Solomon’s Key, también le daba a Super Mario Bros y, años más tarde, me observaba jugar al Dune II de Mega Drive, aunque creo que nunca lo intentó… 

Me da mucha pena pensar en lo que se ha perdido, porque, en estos 15 años, la tecnología ha avanzado que es una barbaridad y él hubiera disfrutado de su avance como un niño pequeño. ¡Tenía un traductor español-inglés cuando en su vida había necesitado hablar inglés! Pero le gustaba el cacharro. 

No llegó a ver los smartphones, ni las tabletas. Lo más parecido que tenía a una suscripción a Disney Plus era el decodificador de Canal Plus (otro regalo). Y le encantaban las pelis de Herbie (aunque no me hubiera dado el presupuesto para comprarle el Herbie original)

Seguramente le habría regalado una Swicth Lite, y descargado allí todos los puzles de la eShop y los matamarcianos clásicos… ¿Su habría suscrito a Nintendo Swicth Online para recuperar sus favoritos de NES? Por que, ojo, los jugadores de Switch son de todo menos niños.

Nintendo Switch en Amazon

Nintendo Switch en Amazon

La consola de Nintendo sigue siendo una de las más vendidas del mundo. Cuenta con un amplio catálogo de juegos exclusivos y es la primera consola híbrida que puede ejecutar juegos en TV o en modo portátil sin cortes.

Cómprala al mejor precio

Me pregunto a qué se hubiera enganchado, si se habría animado a probar un Assassin’s Creed (le gustaba la historia), si le hubiera dado una oportunidad a Red Dead Redemption con lo que le gustaban las pelis del Oeste...

Puede que tuviera un Candy Crush en el móvil y es posible que se hubiera ido de paseo con su nieto a cazar Pokémon… ¿Se hubiera atrevido con un FIFA, con lo futbolero que era? 

Seguramente habría pedido un smartwatch y estaría todo el día pendiente de actualizar el ebook. Me lo imagino echándolo en la maleta, como antes echaba todo tipo de novelas, incluidas las de Marcial Lafuente Estefanía (son entretenidas, decía). 

Lo mejor es que estoy segura de que no tendría muchos problemas con nada, porque uno de los principales avances de la tecnología es haber roto la barrera con el usuario. Ahora configuras una consola next-gen en dos pasos, pero hace 30 años había que hacer un master para programar una grabación en un vídeo Betamax… 

Suscríbete a Disney+

Suscríbete a Disney+

Tus películas y series favoritas están en Disney+. Suscríbete por 8,99€/mes o ahorra 2 meses con la suscripción anual, en comparación con 12 meses a precio de suscripción mensual.

Comenzar suscripción

Si todavía tenéis padre, aprovechad y regalarle tecnología (aquí tenéis unas sugerencias para el Día del padre). Si la domina, genial, seguro que le mola descubrir cosas nuevas. Si es un poco menos hábil, aprovechad para pasar tiempo con él explicándole cómo funciona Alexa, qué tiene de bueno esa pulsera de actividad y ayudándole a entenderlo.

Si es un poco friki, como nosotros, arriésgate a regalarle una consola nueva, un juego que le sorprenda, un cachivache para el PC… Yo me arrepiento todos los años de no haberle regalado antes al mío la Nintendo DS. Nunca sabes cuál será tu última oportunidad… 

¿Quieres recibir esta artículos como este antes que nadie? Suscríbete a nuestra Newsletter

¿Quieres recibir esta artículos como este antes que nadie? Suscríbete a nuestra Newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe todas las semanas antes que nadie los mejores artículos de opinión de los expertos de Hobbyconsolas.com.

¡Suscríbete!

Y si ya sois padres (tranquilos, nos pasa a muchos, puede ser un efecto secundario de la edad), compartid vuestras inquietudes con vuestros hijos. Puede que no os gusten las mismas cosas siempre, pero seguro que encontráis algo con lo que disfrutar juntos. Y, quién sabe, lo mismo destapáis alguna vocación oculta. 

¿Estaría yo hoy aquí si a mi padre no me hubiera llevado de bares a jugar a las maquinitas? (¡Cómo llevas a la niña a esos sitios!). Pues a lo peor no, y no podría felicitar desde aquí a todos los padres curiosos y pidiéndoles a sus hijos que aprovechen el privilegio de disfrutar con ellos.

Y además