Esta es, con diferencia, la serie más importante de la historia de Netflix y lo será para siempre

House of Cards

Aunque cuenta con varios títulos destacados, sin duda alguna House of Cards es la serie más importante de la historia de Netflix y lo será para siempre.

A lo largo de estos últimos años las plataformas de streaming se han posicionado como una de las principales herramientas del entretenimiento por parte de los espectadores, siendo raro el hogar que a día de hoy no cuente con al menos un servicio de streaming.

Dentro de todos estos servicios de streaming, sin duda uno de los más destacados es Netflix que, aunque no está pasando ahora mismo por su mejor momento, alberga un interesante catálogo con títulos para todos los gustos y por los que merece la pena estar suscrito.

Estas son las mejores tablets para ver películas y series

Estas son las mejores tablets para ver películas y series

Si sueles ver series cuando viajas o en varias partes de casa, estas tablets pueden ser buenas compañeras para el consumo de entretenimiento.

Ver listado

Si bien tiene unas cuantas películas de lo más interesantes, lo que más ha destacado de Netflix han sido sus series originales, donde muchas de ellas se han posicionado entre lo más visto en todo el mundo.

Aunque ahora todos tienen entre lo mejor de la plataforma Stranger Things, El juego del calamar o The Sandman, no hay que olvidarse de una serie que ha sido, es y siempre será la más importante de la historia de Netflix: House of Cards.

Creada por Beau Willimon en 2013, House of Cards es una adaptación de la miniserie homónima emitida por la cadena británica BBC que se convirtió en uno de los primeros títulos originales de Netflix.

Su trama presenta a Francis "Frank" Underwood (interpretado por Kevin Spacey), un implacable y manipulador congresista quien, junto a su esposa Claire (Robin Wright) manejarán con una brillante destreza todos los tejemanejes que conlleva tener el poder de Washington.

VIDEO

Series millonarias: las más caras de las plataformas

Si bien no fue pionera dentro de las series originales de la plataforma, House of Cards fue la primera serie de Netflix en acumular nominaciones a los Emmy, además de suponer el debut del aclamado cineasta David Fincher como director en una serie de televisión.

Gracias a House of Cards se demostró que las plataformas digitales podían competir perfectamente a nivel creativo con las producciones de la televisión abierta y por cable, y cambió por completo las reglas del juego en la pequeña pantalla.

Aunque Hulu se adelantó a Netflix a la hora de lanzar la primera serie original de una plataforma de streaming, no logró ni de lejos el éxito que cosechó su competidora con House of Cards.

Y es que lo que destaca de los primeros productos originales que se lanzaron en Netflix es que, si bien eran series muy diferentes en muchos aspectos, compartían algunos puntos en común importantes, como el hecho de ir dirigidos a un público adulto.

Además procuraban traer grandes nombres consigo para atraer la atención del público. Y desde luego con David Fincher lo consiguieron con creces ya que, aunque no fuese el creador de la serie, solo con saber que su nombre está entre los directores de los episodios fue motivo suficiente para que muchos seguidores echasen un ojo a House of Cards y permanecer allí durante 6 temporadas.

House of Cards temporada 6

Sin embargo, la polémica salpicó a House of Cards y Netflix echó a Kevin Spacey de la sexta y última temporada de la serie debido a toda la polémica surgida con el actor tras haber sido acusado de abusos sexuales, que se habrían extendido a seis personas durante el rodaje de la serie que le había consagrado ante el público.

Así, el ganador del Globo de Oro al mejor actor por su interpretación en House of Cards se quedó fuera en la última temporada, la cual sufrió un parón en la producción tras salir a la luz todo el escándalo con el intérprete.

El peso del protagonismo del final de House of Cards recae en Robin Wright y su personaje de Claire Underwood, la esposa del político estadounidense que poco a poco había cobrando más fuerza en la trama a lo largo de cada temporada.

 

Aunque no estuvo mal, se nota la ausencia de Kevin Spacey y la trama quedó más floja en comparación con el resto de la serie, tal como os contamos en su momento en nuestra crítica de House of Cards temporada 6.

No obstante, en su conjunto, House of Cards se ha ganado con creces el derecho a ser la serie más importante de la historia de Netflix ya que, sin ella, muy difícilmente habrían podido realizarse las que ahora son las series más vistas de la historia de Netflix.

Y además

House of Cards

Argumento:

House of Cards es una serie de Netflix creada por Beau Willimon y basada en la miniserie homónima de la BBC de los años 90 que, a su vez, se inspira en la novela de Michael Dobbs. La primera temporada se estrenó el 1 de febrero de 2013 cosechando un enorme éxito a nivel mundial tanto de crítica como de público, lo que ha derivado a lo largo ...