Pokémon Escarlata y Púrpura

Hay muchos motivos que hacen que Pokémon Escarlata y Púrpura sean juegos muy especiales. El que más, quizás, es que Paldea, la región donde tiene lugar la aventura, está basada en España.

Independientemente de si sois fans incondicionales de la saga Pokémon u odiáis con pasión todo lo que tenga que ver con los monstruos de bolsillo, hay un detalle sobre Pokémon Escarlata y Púrpura que seguro que no se os ha escapado: tienen lugar en España. En la península ibérica, para ser más exactos.

Hoy no vengo a hablaros sobre si los nuevos juegos molan o no (para eso ya tenéis un análisis que espero que hayáis leído), sino sobre lo bonito que es tener unas entregas ambientadas en nuestro país. Un detalle que, además, hace que sean juegos muy especiales para los españoles.

VIDEO

Análisis de Pokemon Escarlata y Púrpura

Empecemos con una breve lección de Poké Historia: todas las entregas principales de la saga Pokémon tienen lugar en una región basada en un lugar del mundo real. 

Kanto, (Pokémon Rojo, Azul y Amarillo), Johto (Pokémon Oro, Plata y Cristal), Hoenn (Pokémon Rubí, Zafiro y Esmeralda) y Sinnoh/Hisui (Pokémon Diamante, Perla, Platino y Leyendas Pokémon: Arceus) están basadas en diferentes zonas de Japón.

Unova (Pokémon Blanco, Negro, Blanco 2 y Negro 2) está basada en Nueva York, Kalos (Pokémon X e Y) está basada en Francia, Alola (Pokémon Sol, Luna, Ultrasol y Ultraluna) está basada en Hawai y Galar (Pokémon Espada y Escudo) está basada en Londres.

 

Como podéis ver, con los cuatro primeros juegos se quedaron "en casa", pero a partir de Pokémon Blanco y Negro Game Freak amplió horizontes y desde entonces no han parado, siendo la península ibérica el último destino de la saga Pokémon. 

Que de todos los lugares del mundo que aún quedan por visitar se hayan fijado en España, pues oye, mola y hasta me hace sentir cierto orgullo, y eso que no soy yo muy de estas cosas. Pero por encima de todo, hace que Escarlata y Púrpura tengan un encanto especial que sólo va a apreciar la gente que conoce España.

Pokémon Escarlata y Púrpura

Porque no se trata de un mero reclamo; no han cogido un mapa con forma de península y han soltado ahí cientos de Pokémon. Al revés, al recorrer Paldea, se pueden encontrar infinidad de guiños y referencias a España. 

Tenemos Ciudad Meseta, la capital ubicada en el centro de la región que combina elementos de Madrid y Barcelona, restaurantes que venden platos tan típicos como patatas bravas, tortilla de patatas y, por supuesto, paella, nuevos Pokémon muy "nuestros" como Smoliv (aceituna) y Lechonk (lechón)... 

Pokémon Escarlata y Púrpura

Incluso el clima y los paisajes son muy parecidos: al sur de Paldea pega fuerte el sol y hay campos de olivos, mientras que al norte encontramos prados verdes y montañas nevadas. Si queréis indagar en las referencias y similitudes, os dejo por aquí un artículo sobre el tema.

Creo que no me equivoco al pensar que todos los aficionados a Pokémon hemos soñado alguna vez con que ojalá los Pokémon existiesen en el mundo real, o en cómo sería la vida si nuestras calles estuviesen habitadas también por estos amigables y misteriosos monstruos de bolsillo.

Pokémon Escarlata y Púrpura son, hasta cierto punto, ese sueño hecho realidad.

Y además

Pokémon Escarlata

Plataformas:

Nintendo Switch

Lanzamiento: