Logo Hobbyconsolas.com
Logo HobbyCine

Qué es una major y cuáles son las 5 grandes de la actualidad

Cartel de Hollywood
Foto del redactor Javier CazallasFoto del redactor Javier Cazallas

Estudios de cine, hay y ha habido muchos, pero son solo un puñado aquellos que tienen el privilegio de haber llevado el apelativo major.

Si acostumbras a leer sobre cine, es muy probable que el concepto en el que vamos a profundizar hoy lo tengas más que dominado. Si no es el caso, te damos la bienvenida entre bambalinas a la industria cinematográfica. Una industria donde la cima está dominada por las majors.

Desde que el mundo del cine fue tomando forma a comienzos del siglo XX, fueron muchos los pioneros que quisieron explorar este mercado en ciernes que era el cine. La pompa y la novedad de "eso de producir películas" atrajo un inmenso popurrí de gente que fue conformando una industria floreciente que, eso sí, por aquel entonces estaba muda.

Entendemos como major a los grandes estudios de cine que, tradicionalmente, tienen sus principales instalaciones en Hollywood. Sus procesos de producción, rendimiento en taquilla y cuota de mercado en lo que a proporción de cantidad de películas, audiencia y recaudación se refiere, son muy superiores a los de estudios más pequeños.

Una película tremendamente taquillera que ha sido producida por una miriada de estudios que han colaborado para sacarla adelante no convierte a ninguna de esas productoras en una major —aunque alegrará mucho a los que ponen la pasta, claro—.

Una major tiende a aglutinar todos, o casi todos, los procesos de la producción-distribución de una película. No solo se encargan de prepararla, filmarla y editarla, sino que, en muchos casos, también son quienes las ofrecen a las cadenas de exhibidores (salas de cine), o directamente tienen sus propias cadenas.

Un origen conflictivo

Para definir, propiamente dicho, la primera major, debemos remontarnos a la década de 1900, cuando se conformó la Motion Picture Patents Company, mucho más conocido como el Edison Trust o Consorcio Trust.

Fue un conglomerado de productores que trató de monopolizar el mercado. Contaba con nombres como Biograph, Vitagraph, Essanay, Lubin, Selig, Kalem, Pathé Frères y Star Film, todos ellos presididos por Thomas Edison, que seguía con su guerra de patentes con los hermanos Lumière.

La vida de la Motion Picture Patents Company como única major fue breve, pero sentó las bases para algunas major que dominaron la industria cinematográfica en los albores de la Era Dorada de Hollywood, y durante dicha época.

Estas son las mejores tablets para ver películas y series

Estas son las mejores tablets para ver películas y series

Si sueles ver series cuando viajas o en varias partes de casa, estas tablets pueden ser buenas compañeras para el consumo de entretenimiento.

Ver listado

El intento de monopolio de la Motion Picture Patents Company terminó derribado por el gobierno estadounidense, bajo presión de un abanico de productores independientes. Mientras Edison y sus asociados veían desmoronarse su proyecto, otra asociación tomó forma con un nombre que os resultará muy familiar: Universal, fundada en 1912 como fruto de la fusión de varias productoras.

Otro estudio que vio la luz en la década de 1910 fue Paramount, que adoptó su nombre de uno de los canales de distribución que había adquirido el conglomerado. En esos mismos años, la Fox Film Corporation de William Fox sentó sus bases en Hollywood. 

Poco antes de que El cantor de jazz abriese la lata del cine sonoro, se fundó otro legendario estudio: la  Metro-Goldwyn-Mayer Pictures, en 1924. De hecho, la primera película de cine sonoro, la citada El cantor de jazz, fue el espaldarazo que necesitó Warner Bros. Pictures, fundada en 1923, para colarse entre los peces gordos.

Majors que se perdieron como lágrimas en la lluvia

La Edad Dorada de Hollywood vio numerosos cambios en las majors, incluyendo el auge y caída de una de las Big Five —las Cinco Grandes—, RKO (Radio-Keith-Orpheum), que nació en 1928 y desapareció en 1959.

Aquella época también vio el concepto de las Little Three, las tres minimajors, por decirlo de algún modo, que tenían la misma estructura que las grandes, pero un circuito de cadenas de salas de cine menor.

En este grupo se quedó Universal, Columbia, y United Artist. De hecho, esta última aguantó hasta el nuevo siglo, pero terminó devorada por MGM cuando sus días de gloria quedaron atrás. Irónicamente, a MGM la adquiriría Amazon años después.

¿Cuáles son hoy en día las grandes majors del cine?

Para no dilatarnos mucho, vamos a quedarnos con las Big Five que operan hoy en día en la industria cinematográfica. Todas ellas son parte de grandes conglomerados multimedia que tocan nuestro día a día, casi sin que nos demos cuenta.

La primera major es Disney, para sorpresa de nadie. Pero la Casa del Ratón tardó lo suyo en ser miembro de este club. El enfoque familiar de sus películas, especialmente las clásicas, hizo que ese reconocimiento se demorase hasta la década de 1970.

Hoy en día, claro, la historia es muy diferente. Disney se ha permitido hasta comerse una de las majors tradicionales, 20th Century Fox.

 

Después tenemos Warner Bros. Discovery, otro de los mayores conglomerados que aglutina bajo su sello un ingente número de estudios.

NBC Universal sigue aguantando el tipo después de tantos años. Aquella minimajor que tuvo que desmantelar su propia cadena de salas de cine ha sabido burlar las crisis y seguir en la pecera después de más de un siglo.

Sony Pictures es la cuarta de las Big Five, puesto que ha consolidado gracias a adquisiciones como Columbia Pictures, una de las antiguas majors, y TriStar.

Por último, tenemos otra superviviente centenaria que fue major desde el día en que se consolidó, Paramount. Al igual que Universal, han sabido cuidar su sello a lo largo de los años. Y arreglaron el Sonic feo, así que se merecen lo mejor.

Aunque las majors actuales afrontan la incertidumbre del mercado del streaming, muchas están intentando posicionarse también como líderes de ese sector. Algunas, como MGM, no han podido resistir los envites del tiempo, pero permanecen vivas bajo el auspicio de Amazon.

Y es que la industria audiovisual, como casi todas, es una batalla constante por innovar, consolidar y garantizar el éxito ante una audiencia siempre cambiante, exigente y que no perdona los errores. Ser una major es un signo de éxito, uno que se puede perder si se toman las decisiones equivocadas o si el viento cambia de dirección.

Conoce cómo trabajamos en HobbyConsolas.