La industria del videojuego sigue tropezando con las mismas piedras

Superado el primer trimestre de 2022 con el lanzamiento de algunos títulos más esperados de 2022, aunque lastrado por una estrepitosa escasez de consolas, nos asomamos un abismo conocido, que se ha repetido muchos años, pero que quizá éste quizá de manera más marcado.

Este artículo se forma parte de nuestra newsletter exclusiva, si quieres recibirlo en tu correo electrónico antes que nadie solo tienes que suscribirte... ¡Es gratis!

Un abismo que bien podríamos llamar "la nada", porque no hay lanzamientos con lo que entusiasmarse en el segundo trimestre de 2022, ningún gran título confirmado a corto plazo, de esos que te venden un sistema y que, en muchos casos, se reservan para el último trimestre.

PS5 y Xbox Series X, con más de un año y medio en el mercado, ni están ni se las espera (PS5 al menos ha tenido Horizon 2 y Gran Turismo 7 en febrero y marzo, pero hasta después del verano no veremos nada de Sony). 

Nintendo ha capeado el temporal con Arceus, Triangle Strategy, Kirby y la Tierra Olvidada y Nintendo Switch Sports, mientras que Microsoft ha seguido poniendo el foco en Game Pass, Fortnite gratis para todos con xCloud, añadir contenido a Halo Infinite, y poco más memorable.

Vale. Eso ha sido lo que llevamos de año, ¿y ahora qué? Pues mucho me temo que durante los próximos meses tendremos que tirar, y no lo digo en tono despectivo, con indies y "títulos menores",  ya que salvo sorpresa en el "no E3", el futuro a corto plazo no pinta prometedor.

VIDEO

Análisis de Trek To Yomi - HOLOCAUSTO SAMURAI

Y no lo digo con la boca pequeña: he disfrutado muchísimo con títulos como Sifu, Trek to Yomi, Rogue Legacy 2, Loot River o Slipstream, y ojalá vengan muchos como ellos.

Pero en muchos casos no son juegos para el gran público, para masas, de los que mueven millones de unidades entre un público más diverso. Como decía antes, lo que está por venir en los próximos 2 meses no son los títulos que te venden una plataforma de juego.

De hecho, si pienso en un juego exclusivo para los próximos meses... sólo me viene a la cabeza Mario Strikers Battle League y el nuevo Fire Emblem Warriors de Nintendo en junio... y ¿ya? Lo que resta de mayo y junio apunta a ser una travesía por el desierto que ríete de Lawrence de Arabia.

Y eso me lleva una vez más a preguntarme, ¿por qué nadie más se arriesga a lanzar alguno de sus  juegos más importantes en el segundo trimestre? ¿Por qué siguen incurriendo en los mismos errores de antaño?

Metal Gear Solid IV se lanzó en junio de 2008, un mes en el que no hubo grandes juegos ese año, y logró terminar su vida en PS3 siendo el tercer juego exclusivo más vendido de la plataforma.

Vale, es Metal Gear... ¿pero quizá la ayudó tener esa lanzamiento en un mes más despejado? ¿Fue porque había ganas de ver el final de la historia de Snake? ¿Fue porque no hubo otra cosa que llevarse a la boca en esos meses? GTA IV salió un mes antes, Mario Kart de Wii en abril... y todos vendieron de lo lindo.

Metal Gear Solid 4

Sin estar en posesión de la verdad, ni disponer de todos los datos, me da a mí que si la competencia no coincide en las mismas fechas, al final estás sólo para llevarte las ventas, al menos, de ese mes.

Y esto es lo que me lleva a preguntarme, ¿por qué esa obsesión con concentrar todos los lanzamientos en el primer y último trimestre natural del año? Con el primero intentan sanear el cierre fiscal de la compañía, mientras que en el último, se aglutinan las ventas de navidad, el momento del año donde históricamente más se vendía.

Pero los tiempos actuales ya no son como antaño. Con todo el dolor de mi corazón, las ventas en formato físico siguen menguando con el avance digital (algo de lo que hablaremos otro día), y esos ciclos cada vez están más difusos, o tienen menos peso.

No quiero decir que la recta final de año no sea importante: sólo, que es más fácil fracasar en la campaña de navidad con un videojuego que en otros momentos del año. Porque al final, si como usuario tengo 120 euros para gastar en juegos, y hay 10 títulos para elegir, a 60 de media  ¿que puede pasar con 8 de ellos? Pues eso, matemática pura.

Porque, al final, si el juego es bueno, "el cuándo" es un poco lo de menos. SI buscas una franja en la que no tengas competencia, siempre será más fácil que brille... pero es algo por lo que parecen no apostar las compañías, que siguen concentrando sus mejores espadas en ese tramo.

Y es cuando mi mente de gestor me dice, ¿qué más da tener un primer o último trimestre "bueno", cuando lo que importa es el balance final y puede darse el caso de que el segundo trimestre puede ser aún mejor si estoy solo en las tiendas?

Pero no es la única piedra con la que muchas compañías tropiezan. Lanzar las versiones físicas más tarde (o no lanzarlas, directamente) o seguir a pies juntillas ciertas tendencias, también puede desembocar en un descalabro importante, que de manera cíclica se repite.

VIDEO

¿Qué son los NFT y por qué hay tanto revuelo con ellos? ¿Son de verdad el futuro?

Ubisoft lo vivió en sus carnes con Quartz y los NFT. Que Square Enix vaya a utilizar el dinero de la venta de Crystal Dynamics y el resto de estudios para perseguir el sueño de los NFT y el juego en la nube, es otro ejemplo de ello. 

Con la caída libre de los NFTs, y el historial de pinchazos del juego en la nube (¿verdad, Stadia?), sin olvidar los recientes problemas que hemos visto estos días con el servicio de Microsoft, incluso para iniciar los juegos para un jugador, ¿de verdad es el momento de apostar por esas vías de negocio?

Tampoco son los únicos ejemplos. ¿Hablamos de seguir tendencias en las que las oportunidades de éxito son escasas porque ya está copadas? El sueño de lanzar un juego free to play que se convierta en la "nueva bomba" tiene el cementerio llenito de "cadáveres" que se han quedado por el camino.

Que Microsoft y PlayStation tengan en sus planes y estrategias, de un modo u otro, los juegos como servicio o gratuitos con anuncios me hacen plantearme justo eso. ¿Por qué seguir apostando por un modelo en el que es dificilísimo destacar? 

Las probabilidades de éxito son difíciles de calcular, pero porque tengas de tu lado la experiencia de Bungie (por poner un ejemplo) , no garantiza nada. ¿Cuántos juegos se han vendido como "lo nuevo del creador de" y nadie se acuerda de ellos pasado el mes de lanzamiento?

Los F2P abarcan un segmento del ocio tremendamente competitivo y segmentado (móviles, consolas, PC) con pesos pesados como Fortnite, Warzone, Lost Ark o Genshin Impact... Cada uno, además, con un enfoque ligeramente distinto, que al final es lo que les hace únicos en su especie.

Lo que tengo claro es que si el juego es bueno, da igual cuando lo lances: tarde o temprano encontrará su hueco. Pero tampoco tengo ninguna duda que si se aprovecharan momentos de sequía como el actual, probablemente los resultados serían aún mejores...

Y además