Ir al contenido principal

Tácticas rápidas en FIFA 21: qué son, cómo utilizarlas y cuáles son las más recomendables en qué situaciones

FIFA 21
Te damos a conocer todas las tácticas rápidas ofensivas y todas las defensivas en FIFA 21 para que las sepas utilizar en el momento justo en cada uno de tus partidos.

Las tácticas rápidas son un elemento fundamental en nuestros partidos a FIFA 21 porque nos permitirán cambiar al instante la predisposición y comportamiento de nuestros jugadores en el campo, para adaptarnos a circunstancias en particular.

Gracias a las tácticas rápidas podemos adaptarnos al juego de forma inmediata y su ejecución es instantánea sobre el terreno, con lo que conviene bien conocerlas para poderlas ejecutar tanto a la hora de estar atacando como cuando nos toque defender.

Es por ello, que te decimos qué son las tácticas rápidas, cómo utilizarlas y cuáles son las más recomendables en qué situaciones, para que puedas utilizarlas en el momento idóneo para contrarrestar a tu rival.

Ya puedes comprar las camisetas oficiales de tus equipos favoritos

Tácticas rápidas en FIFA 21: qué son, cómo utilizarlas y cuáles son las más recomendables en qué situaciones

Qué son las tácticas rápidas

Además de las tácticas y estrategias que podemos trazar antes del comienzo de un partido, también tenemos las tácticas rápidas que podemos ir activando con la cruceta direccional. En concreto tenemos las tácticas rápidas de ataque si movemos el pad direccional hacia arriba y seleccionando la que queramos, y las tácticas rápidas de defensa si movemos el pad direccional hacia abajo y seleccionamos la que nos interese.

De esta manera podemos acceder a las tácticas rápidas para cambiar un estilo de juego en un momento crucial, pero debes tener en cuenta que si bien la mayoría se ejecuta durante un momento en particular, otras pueden permanecer hasta el final del encuentro al no ser que las desactives antes.

Tácticas rápidas ofensivas

FIFA 21

Entrar en el área

Si la seleccionamos, se sumarán muchos más jugadores de nuestro equipo al área rival, lo que es ideal si por ejemplo estamos a punto de centrar al área sea en jugada de estrategia o en partido en movimiento.

La ventaja es que tendremos mayores opciones de poder cabecear algún balón, pero la desventaja es que si el balón no llega a un jugador nuestro el equipo contrario podría armar un contragolpe y nos podría pillar con menos defensas en su posición.

Laterales al ataque

Se trata de sumar a nuestros laterales al ataque, y para ello deben ser defensivos con buen centro y buen disparo.

Es ideal para un contragolpe o cuando vayamos por debajo en el marcador.

La ventaja que tiene es que tenemos una jugada en superioridad en el ataque, la desventaja es que si no nos sale bien el equipo contrario podría armar el contragolpe y nuestros laterales no estarían en su posición.

Pegarse a la banda

Es una forma de ensanchar el campo, haciendo que los centrocampistas se peguen mucho más a la banda lo que podría permitir una mayor movilidad en el centro del campo.

Lo positivo de esta táctica rápida es que nos permitirá salir de la presión rival de forma más fácil, pero por contra será mucho más complicado mover el balón y podrían interceptarse una serie de pases por el equipo rival.

Atacante extra

Ideal por si estamos detrás en el marcador o queremos optar por una jugada en ventaja numérica, haciendo que alguno de nuestros centrocampistas defensivos puedan sumarse al ataque durante esa jugada en particular.

Es ideal por si queremos sorprender al rival o queremos tener un mayor número de atacantes respecto a los defensas, pero por contra si nos interceptan el balón el equipo contrario podría armar el contragolpe dado que tendríamos un jugador menos en el centro del campo para cortar el ataque.

Tácticas rápidas defensivas

FIFA 21

Repliegue de atacante

Esto hace que uno de nuestros delanteros baje a ayudar a labores defensivas, ideal por si estamos ganando el partido y queremos defender el resultado.

Como desventaja es que habremos perdido toda referencia en el ataque, y concentraremos demasiados jugadores atrás con lo que luego será difícil alcanzar la segunda parte del campo.

Presión de equipo

Hace que todos nuestros futbolistas hagan una presión de forma mucho más intensa al equipo rival, haciendo que podamos robar algún que otro balón inesperado.

Nos va a permitir realizar jugadas de contrataque y sorprender al rival, pero por contra va a desgastar mucho más a nuestros jugadores con los que podrían llegar muy cansados a la segunda parte.

Bascular hacia el balón

Básicamente lo que se hace con esta táctica rápida es empequeñecer el campo haciendo que los jugadores de nuestro equipo cierren las líneas en defensa.

Lo positivo es que nos permitirá defender con todos los jugadores mucho más cerca con lo que será casi imposible que el equipo rival pueda pasar por el centro, pero por contra habilitaremos la entrada del rival por las bandas.

Trampa del fuera de juego

Como imaginarás, al utilizarla nuestra defensa se adelantará al mismo tiempo para intentar dejar en fuera de juego al atacante.

Es realmente arriesgado hacerlo porque si bien podemos destrozar muchos ataques rivales dejando en fuera de juego a los delanteros, también nos podemos equivocar y permitir algún uno contra uno contra nuestro portero.

Ahora ya conoces todo sobre las tácticas rápidas en FIFA 21, sabiendo cuándo utilizar tanto las ofensivas como las defensivas. 

Recuerda que también puedes calentar motores con nuestra guía general de FIFA 20, aunque ya te hemos ido adelantado muchos datos útiles para jugar a FIFA 21:

Guía y trucos de FIFA 21